César Milani habló esta semana respecto de su renuncia al Ejército argentino. Allí, manifestó su «desprecio» por el «accionar» de quienes cuestionaron su figura y afirmó que «el Ejército se puso de pie y está en marcha».

Por Alexis Montefiore

Al hacer una defensa de su gestión, Milani se declaró «orgulloso» por haber comandado esa fuerza, «protagonista de un proyecto nacional». En síntesis, repudió a los medios y agradeció a Cristina.

Fueron sus últimos gestos antes de irse, complicado judicialmente. Lo que no dijo públicamente Milani es que dejó a sus dos hijas en el Ministerio de Seguridad y a su yerno en la Dirección de la radio del Ejército, segñun revela el portal Expediente Político.

Gonzalo Salas Morales, un locutor que tuvo un paso por Aspen, se quedará hasta diciembre, tras amagar con renunciar. La radio castrense tiene mucha música nacional y poca información. En su momento, se entrevistó en esa emisora a Hebe de Bonafini, una devota defensora de Milani.

María Julieta del Milagro Milani hace más de dos años cumple funciones, con muy bajo perfil, en el Ministerio de Seguridad. La primera hija de Milani, Ana Verónica del Carmen, también cumple funciones en esa cartera: fue contratada en marzo de 2011 y pasó a planta permanente este año mediante el decreto 68, firmado por la ex ministra Nilda Garré. En cambio, el hijo varón de Milani se fue del Ministerio hace pocos meses.

Fuente: http://periodicotribuna.com.ar/16882-milani-se-fue-pero-dejo-a-sus-dos-hijas-y-a-su-yerno.html#sthash.g3mCr2bz.dpuf

Por admin